Playa del Aguilar, Asturias

No hice las fotos en el mejor horario ni con las mejores condiciones meteorológicas, pero si ponemos excusas para todo ¿qué haríamos?

De vez en cuando hay que dejar la planificación a un lado e ir a la aventura…

_DSC6072

_DSC6079

_DSC6125

_DSC6180

…Y, en ocasiones, salen mejor de lo que esperabas…

Anuncios

Atardecer en Bayas

17mm    f/8    25″    iso 200   Con filtro ND1000

_DSC5538lo

70mm    f722    2″    iso 200

_DSC5549lo

17mm    f/6.3    94″    iso 200  Con filtro ND1000

_DSC5555lo

 

La iglesia y las estrellas imposibles

Una escapada muy bien planeada, llena de ilusión y de apps que indicaban que las condiciones eran especialmente inigualables.

Llegamos para intentar capturar la vía láctea en la iglesia de nuestra señora de los Dolores, situada en Niembro, un pueblo a pocos kilómetros de Llanes, Asturias.

Como se estaba poniendo el sol hice algunas fotofrafías…

Esta imagen la tomé con mi Nikon D300s.

Niembro03

Las siguientes imágenes fueron tomadas con mi Sony RX100M2. Gracias a su pantalla abatible da juego a componer a ras de suelo… o agua…

Niembro02

Niembro01

En este lugar, a la 1:00 de la madrugada, según la app Photopills, teníamos el centro galáctico justo encima de la iglesia. Colocamos trípodes, dispusimos los encuadres y sólo había que esperar… esperamos… y cuando cae la noche… SE ENCIENDEN LAS LUCES DE LA IGLESIA Y TODO EL PLAN AL GARETE.

Éstas y otras realidades son las que tenemos que sufrir los que hacemos fotografías. Nada nuevo… Pero, al final, siempre sale algo…

Imagen tomada justo al lado contrario de la iglesia, apenas puede apreciarse la cola de la vía láctea.

Niembro04

 

 

 

Lagos de Covadonga

Una pequeña ruta circular por los lagos de Covadonga de unos 6 km aproximadamente. Sin duda, merece la pena hacerla en invierno. Es sencilla, apta para niños, pero hay que tener cuidado con el hielo.

Las condiciones meteorológicas fueron buenas para caminar, pero no para hacer fotos. El cielo despejado dejó salir a un sol que me lo puso realmente difícil. Pero siempre hay un elemento sorpresa que hace que el día merezca la pena.